Imprimir
Categoría: Identificación
Visto: 8444
ElUniversal.com
Lyon, Francia. El equipo de cirujanos franceses, encabezado por el doctor Jean-Michel Dubernard, declaró ayer haber enfrentado duras interrogantes éticas cuando practicó el primer trasplante parcial de rostro del mundo, pero decidió seguir adelante porque era el único modo de ayudar a la paciente.


Los médicos agregaron que la mujer, de 38 años _cuyas señas de identidad permanecen aún en el anonimato_, se encuentra bien física y psicológicamente después de la operación a la que fue sometida el domingo pasado, en la que recibió un trasplante de nariz, labios y mentón de un donante con muerte cerebral, después de ser atacada por un perro.